jueves, 12 de mayo de 2011

1.200 vascos enterrados en el Valle de los Caídos.

El Gobierno español ha realizado el mapa de las fosas comunes donde enterraron los restos de los combatientes republicanos muertos durante la guerra de 1936, y lo ha puesto en la red, en la página web http://www.memoriahistorica.gob.es/. El Mapa, en constante actualización, contiene hasta la fecha más de 2.000 fosas existentes en los territorios bajo administración española y sobre las personas allí enterradas, cuando existen datos sobre las mismas. Las fosas localizadas se clasifican en varias categorías: exhumadas, no intervenidas, desaparecidas y fosas trasladadas al Valle de los Caídos.
La búsqueda de los datos existentes en el mapa se puede realizar accediendo a la fosa o introduciendo los datos de la persona cuyos restos se quieren localizar: Mapa de fosas.

Berria, 2011-05-07
Como puede apreciarse en el mapa, en Euskal Herria Sur están registradas 108 fosas comunes que albergaron restos de las personas muertas durante la Guerra Española del 36-39 y los primeros años de la dictadura franquista. En Nafarroa han encontrado 16 fosas, y todas ellas han sido exhumadas. En Araba, 18, de las cuáles han sido exhumadas 8; en Gipuzkoa 3, 24 exhumadas; y en Bizkaia 35, con 23 exhumadas. La localidad alavesa Zigoitia es donde más fosas comunes se han encontrado, un total de seis. No obstante, no sería muy desacertado si afirmamos que, muy probablemente, habrá más fosas sin identificar que esas 37 que constan aún por abrir.
Entre 1941 y 1959, los restos de 1.215 ciudadanos vascos muertos durante la Guerra del 36 fueron extraídos de las fosas comunes para ser llevados al Valle de los Caídos, en Madrid. En Navarra, restos de 146 personas fueron extraídos de 11 fosas entre 1941 y 1959; en Gipuzkoa, 237 de 8 fosas; en Bizkaia, 219 de 19 fosas; y en Araba, 613 de las únicas dos fosas comunes que abrieron en aquellos años.
El miércoles, día 4, fue el vicepresidente del Gobierno español, Alfredo Perez Rubalcaba, quien dio a conocer públicamente los resultados de las investigaciones hasta el momento. En efecto, no es la persona más adecuada para hablar de "desagravio para quienes fueron perseguidos y condenados por razones políticas", ni de la necesidad de cerrar esas heridas que ayer, como hoy, siguen generando demasiado sufrimiento.


No hay comentarios: