sábado, 20 de septiembre de 2014

Diario de ARROTXAPE[a]ko Egunkaria (61)

   Atrás han quedado ya los largos y tranquilos días de Arrotxapea en vacaciones. De nuevo, las calles bullen de coches, gente corriendo tras la villavesa, niñas, niños y jóvenes con carpetas y mochilas que abultan más que ellas, amatxos y aitatxos desayunando o corriendo al trabajo tras dejar a sus txikis en el cole, los parques con overbooking, mil y un peligros con mil y un locos al volante..., en fin!, la monotonía del día a día, aunque Ekhi, el Sol de estas tierras, siga más cachondo que nunca, pese a que Udazkena, nuestro Otoño, haya empezado ya a enrojecer las hojas de los árboles rotxapeanos.
   El 1 de septiembre fue mucho Uno: quien escribe estas líneas regresó al Instituto, con la tristeza de comprobar que tendrá todo un año por delante sin poder vivir y trabajar con mis compañeros en euskera, al ser un centro donde "conviven" modelos en castellano y euskera; por la tarde, en La Carbonilla, tuvo lugar la primera reunión de la revista Ezkaba, que dejamos ayer en manos del maquetador para que el primer número de este curso pueda estar en la calle a primeros de octubre. Ese mismo día, dos niños de 6 y 8 años y un adulto de la misma familia, rotxapeana, murieron en accidente de tráfico en Lantz, resultando heridos otras tres personas más. Pues sí, de nuevo los coches, acontecimientos que no dejan de ser menos graves por mucho que sea algo asumido por la mayoría de la población. Unos días antes, en un paso de cebra de la rotonda situada junto a la vieja Plaza Arriasko, un coche se lanzó contra una amatxo y el cochecito de su hija, pudiendo haber terminado de nuevo en tragedia. Ahí tenemos a la amatxo, aún con la muñeca vendada y el susto sin olvidar. Ayer mismo, 18 de septiembre, a las 12:40, el cruce entre las calles Marcelo Celayeta y Bernardino Tirapu fue escenario de un accidente en cadena entre varios coches y una villavesa de la línea 3, resultando heridas tres personas. Y, ahora mismo, estoy escribiendo estas líneas con el sonido de fondo amenizado por trombos y frenazos de varios pitecantropinos que no hacen sino fastidiar al personal. En fin!
   El 3 de septiembre los vehículos siguieron siendo protagonistas de la jornada, aunque en esa ocasión lo fueran de dos ruedas y pedales. Era la supuesta Vuelta a España, aunque cada vez menos gente tenga claro que estas tierras sean parte de esa supuesta cosa. La entrevista del CIS español publicó días después que Navarra es la comunidad autónoma donde es menor la identidad española, un 4 % de la población, sí, no me he equivocado al escribir, ¡un 4 %!, mucho menos que en las provincias vascas más occidentales y que en Cataluña. Ahora se entiende mejor aquellas palabras que Barcina pronunció hace unos meses en Madrid: "Navarra es cuestión de Estado". ¡Vaya, vaya...! Al paso por Arrotxapea, un sinfín de banderas y vecinos dejaron claro que Navarra... es cuestión nuestra.
   El 9 de septiembre, en el patio de Patxi Larrainzar, modelo euskaldun, unas niñas jugaban en el patio. Sentadas en fila, una detrás de otra, la primera niña tenía que decir una palabra en el oído a la segunda, y ésta a su vez a la tercera, para comprobar qué acababa por entender la última de la fila. Cuando le tocó el turno a Miren y empezó el juego diciendo su palabra a la segunda de la fila, ésta cortó el juego:
- "Si lo dices en euskera no jugamos contigo".
Tras la sorpresa inicial, Miren lanzó la palabra:
- "Karrak".
Las niñas siguieron jugando. Miren no podía ocultar la sonrisa en su rostro mientras pensaba:
- "No lo he dicho en español".
Izugarria, ezta?
   Una vez comenzado el curso, bullen también los distintos grupos, colectivos e iniciativas del barrio: la revista, Batean, gaztes, conciertos varios, cenas-tertulia, solidarias y solidarios con quienes más necesidad tiene... El 12 de septiembre el Parque de Enamoradas y enamorados disfrutó de una tarde en solidaridad con el joven del barrio Ibon Esteban, además de otras jornadas de movilizaciones y la cena que hoy, 20 de septiembre, tendrá lugar en la sociedad Errotaberri para hacer frente a los 4.000 € que le supondrá el juicio en Madrid que comenzará el próximo lunes. ¿Que qué ha hecho Ibon? Ser un joven con ganas de trabajar por una Arrotxapea y una Nafarroa cada vez más hermosa, sueño que compartimos mucha pero que muchísima gente por estos lares. Eutsi Ibon, merezi du eta!
   

* Azken sarrera / Última entrada:

No hay comentarios: